Desde que hice el post de la regla de las tres erres, cada vez que paseo por Pinterest no puedo evitar fijarme en la cantidad de ideas para reciclar y recuperar que encuentro. Ya las encontraba antes pero ahora soy consciente del valor ambiental que tienen en lugar de pensar solo en el valor estético. Y aquí va una recopilación de algunas de ellas.

Pomos antiguos pintados para hacer de percheros. Visto aquí.

Una ventana con triple funciòn: pizarra, marco y estante. Visto aquí.

Ya conocemos mil usos de los palés pero este como perchero para el recibidor me encanta. Visto aquí.

¿Un rastrillo viejo para colgar las copas? Perfecto para una casa en el campo. Visto aquí.

Y muy campestre también, los cucharones para poner velitas y darle luz a la cocina. ¿Por qué nunca ponemos velas en la cocina? Yo, al menos, no… Visto aquí.

Esta es mi prefe, mesa auxiliar más almacenaje para libros con una enorme bobina de fábrica. Visto aquí.

Y por último, si tienes un perro grande y ya algo viejito, busca dos sillas viejas y facilítale la vida. :) Visto aquí.

Hay algo que me echaba un poco para atrás de todo esto y era que muchas cosas de las que veía para hacer tenía que comprarlas. A lo mejor puedes rescatar un palé de la calle y convertirlo en mesa, pero yo no tengo ventanas antiguas que convertir en marcos ni pomos de puertas para usar de perchero. Pero en realidad creo que la idea no es esa. No es ahorrarnos dinero, sino evitar que se sigan gastando recursos en la producción de nuevos objetos, mientras ayudamos a reducir el volumen de los deshechos y que acaben engrosando las ya gigantes montañas de basura de los vertederos. Aunque tengamos que gastarnos igual la pasta. :)

¡Un beso enorme y feliz lunes!

Indara