Archivos para las entradas con etiqueta: bodas

Gracias, gracias, gracias por todos vuestros emails. Reconozco que soy una panoli, como adicta sin remedio a TODAS las redes sociales, ya daba por hecho que todos erais igual de frikis que yo. Por vuestros mensajes de preocupación me he dado cuenta de que no y de que muchos seguíais entrando aquí día tras día en busca de novedades, ajenos a las payasadas varias de Facebook e Instagram. Me matáis de envidia.

¿Qué os digo? Que estoy vivita y coleando. Que no he parado de trabajar, que las bodas son por todas partes, las últimas bastante lejitos, y varias semanas hemos llegado a casa el martes, hemos puesto la lavadora corriendo y nos hemos vuelto a marchar el jueves. Que no he celebrado apenas mi 30 cumpleaños, que he llorado de estrés, que tengo contracturas en el cuello y las piernas hechas una pena de moratones. Que tengo un bonito moreno obrero de montar y desmontar al solazo y que pese a todo lo que os estoy contando estoy siendo enormemente feliz y cada vez tengo más claro que esto sigue para delante.

También creo que necesito un coach empresarial (¿sugerencias?) y tomar vitaminas. Que a veces (pocas) quiero meterme en la cama y despertar en septiembre y otras veces (muchas) la felicidad de mis novios y su agradecimiento me tienen en una nube perpetua. Que ser wedding planner e invitada en la misma boda es la muerte, lo he comprobado este fin de semana. A pesar de acabar acostándome a las 8 de la mañana después de bailar en taconazos toda la noche. Y que las tres semanas libres que tengo entre el 3 y el 24 de agosto me van a saber a gloria e intentaré utilizarlas para reorganizar esta empresa loca y este blog que tanto bien me hace. Y sobre todo para responder emails. ¿Os acordáis de la fiesta de Lucía Be? Tengo correos sin responder desde ese día. Me da tanta vergüenza que no sé ni por dónde empezar.

Así que, para los que estabais ansiosos de novedades, y para los que llegáis nuevos, y para los que ya me seguís por todos lados pero os apetece recordarlo, hacemos un pequeño viaje por lo que han sido las bodas de este año hasta hoy. Para empezar agosto con alegría. :) Pocas fotos, todas de móvil y la mayoría sacadas de instagram. No veo el momento de que me empiece a llegar el material de los pedazo de fotógrafos con los que hemos tenido la suerte de contar este verano. Pero, mientras tanto, ¡aquí vamos!

La boda en mayo de Elena y Alfonso en Baeza, Jaén. En la preciosa catedral y el maravilloso claustro de piedra del Vandelvira. Mucho olivo, muchas peonías y muchas cosas ricas de la tierra en esta boda clásica y elegante.

boda baeza catedral el sofa amarillo (3) boda baeza catedral el sofa amarillo (6) boda baeza catedral el sofa amarillo (5) boda baeza vandelvira el sofa amarillo (1) boda baeza vandelvira el sofa amarillo (2) boda baeza vandelvira el sofa amarillo (4) boda baeza vandelvira el sofa amarillo (3)

La boda en junio de Elena y Jaime en el pazo de la Merced, en Neda, cerca de Ferrol. La lluvia no nos dio tregua, y quizás por eso fue una de las bodas más especiales. La pasión de los novios, los caballos, fueron los protagonistas.

boda pazo de neda coruña el sofa amarillo (8) boda pazo de neda coruña el sofa amarillo (1) boda pazo de neda coruña el sofa amarillo (2) boda pazo de neda coruña el sofa amarillo (4)

boda pazo de neda coruña el sofa amarillo (6) boda pazo de neda coruña el sofa amarillo (3) boda pazo de neda coruña el sofa amarillo (7) boda pazo de neda coruña el sofa amarillo (5)

La boda en junio de Noelia y Jorge en la catedral de Segovia y el Palacio de Hoyuelos. Porque nadie dijo que lo campestre y lo delicado eran incompatibles, nos encantó mezclar porcelana y paja en esta boda con toques muy parisinos, la ciudad más especial para los novios.

el sofa amarillo boda palacio de hoyuelos segovia (7) el sofa amarillo boda palacio de hoyuelos segovia (1) el sofa amarillo boda palacio de hoyuelos segovia (2) el sofa amarillo boda palacio de hoyuelos segovia (4) el sofa amarillo boda palacio de hoyuelos segovia (5) el sofa amarillo boda palacio de hoyuelos segovia (6) el sofa amarillo boda palacio de hoyuelos segovia (3) el sofa amarillo boda palacio de hoyuelos segovia (8) el sofa amarillo boda palacio de hoyuelos segovia (9)

La boda en junio de Teresa y Pedro en A Quinta da Auga, en Santiago. En uno de mis espacios favoritos de Galicia, con el blanco y verde y la sencillez como protagonistas y un aire de casa de campo francesa rodeada de lavanda que me encanta. Campito cuidado. :)

boda santiago quinta da auga el sofa amarillo (3) boda santiago quinta da auga el sofa amarillo (1) boda santiago quinta da auga el sofa amarillo (2) boda santiago quinta da auga el sofa amarillo (9) boda santiago quinta da auga el sofa amarillo (6) boda santiago quinta da auga el sofa amarillo (8) boda santiago quinta da auga el sofa amarillo (5) boda santiago quinta da auga el sofa amarillo (7)

La boda en julio de Fátima y Emilio en Lugo, en el Val dos Soños. Una boda muy grande con un montón de invitados de todas partes del mundo, en la que intentamos mantener  la esencia gallega pero haciendo un guiño a todos los invitados de fuera. Piedra, hortensias y muchos helechos, el campo lucense al 100%.

el sofa amarillo boda val dos soños lugo (2) el sofa amarillo boda val dos soños lugo (4) el sofa amarillo boda val dos soños lugo (5) el sofa amarillo boda val dos soños lugo (6) el sofa amarillo boda val dos soños lugo (3) el sofa amarillo boda val dos soños lugo (1) el sofa amarillo boda val dos soños lugo (7)

La boda en julio de Silvia y Ángel Luis en Salamanca, en el hotel Regio. Un hotel clásico al que quisimos dar un aire diferente. La consigna estaba clara: rosa, degradado y mucho glitter. Dame purpurina hazme feliz. :)

el sofa amarillo boda salamanca hotel regio (2) el sofa amarillo boda salamanca hotel regio (6) el sofa amarillo boda salamanca hotel regio (8) el sofa amarillo boda salamanca hotel regio (5) el sofa amarillo boda salamanca hotel regio (1) el sofa amarillo boda salamanca hotel regio (9) el sofa amarillo boda salamanca hotel regio (4) el sofa amarillo boda salamanca hotel regio (3)

La boda en julio de Laura e Íñigo en San Pelayo de Montija, al norte de Burgos. La más rústica y la más amarilla de todas nuestras bodas. Una boda que montamos desde cero, en un campo totalmente vacío. Una experiencia genial para la que nos trasladamos casi una semana a nuestro #pueblitobueno favorito.

el sofa amarillo boda rustica burgos (1) el sofa amarillo boda rustica burgos (4) el sofa amarillo boda rustica burgos (2) el sofa amarillo boda rustica burgos (7) el sofa amarillo boda rustica burgos (9) el sofa amarillo boda rustica burgos (8) el sofa amarillo boda rustica burgos (3) el sofa amarillo boda rustica burgos (6) el sofa amarillo boda rustica burgos (10) el sofa amarillo boda rustica burgos (11) el sofa amarillo boda rustica burgos (5)

La boda en julio de Federica y Jorge en la Finca Malpartida, cerca de Talavera de la Reina. Un enlace medio italiano medio español divertidísimo, lleno de color y muy muy rockero!

el sofa amarillo boda toledo finca malpartida talavera (2) el sofa amarillo boda toledo finca malpartida talavera (5) el sofa amarillo boda toledo finca malpartida talavera (4) el sofa amarillo boda toledo finca malpartida talavera (11) el sofa amarillo boda toledo finca malpartida talavera (3) el sofa amarillo boda toledo finca malpartida talavera (6) el sofa amarillo boda toledo finca malpartida talavera (9) el sofa amarillo boda toledo finca malpartida talavera (7) el sofa amarillo boda toledo finca malpartida talavera (8) el sofa amarillo boda toledo finca malpartida talavera (1) el sofa amarillo boda toledo finca malpartida talavera (10)

Nos falta la de mi amiga Blanca el finde pasado, de la que casi no tengo fotos. Es una faena pero qué queréis que os diga, yo estaba más a disfrutar que a weddingplannear. :) Desde hoy nos quedan otras tantas antes de acabar el verano, y dos más en Navidad que me apetecen muchísimo. ¡Mandadme energía que me hace falta! Yo con este post gigante ya me he quitado el mono bloguero por unos días, pero estoy maquinando cosas nuevas para el curso que viene. Disfrutad muchísimo del mes de agosto, que estábamos todos asustadísimos pero parece que eso del año sin verano era un cuento chino… ¡aleluya!

Un beso grande y gracias GRACIAS por seguir todos ahí, ¡que vivan mis lectores amarillos! :) Sed muy, muy felices. Os lo digo en cada post, pero desde hace una semana, vivir, y vivir feliz, merece más la pena que nunca. Os quiero.

Indara

Anuncios

El lunes pasado colgué en Instagram la foto del desayuno que nos acabábamos de zampar, uno de los desayunos más especiales y originales que hemos tomado nunca jamás porque se trataba del regalito que hicieron nuestros novios Elena y Jaime en su boda ese mismo fin de semana en el pazo de la Merced.

Os pongo en situación. Tú estás en la boda, son las seis de la mañana y crees que todo el pescado está vendido. Pero vas a despedirte de los novios, y justo cuando te vas te dan una bolsita que desprende un dulce aroma a pan caliente. ¿Las sobras de la cena? ¡No, el desayuno de mañana! Sí, sí, un pedazo de desayuno reconstituyente posboda que todos los invitados se llevaron a casa, delicioso, fresquísimo y todo casero, preparado un ratito antes por Eduardo Pardo, el cocinero del pazo y uno de los mejores chefs de Galicia.

el sofa amarillo regalo boda original desayuno (6)

Una magdalena casera de chocolate, unos bollitos de pan con semillas que salieron del horno después de la media noche, un zumo recién preparado de mandarina y mango, una botellita de aceite virgen extra aromatizado por Edu y, para mí el gran hit, una mermelada casera de fresa, limón y vainilla que parece una mezcla un poco rara y está increíble y cuya receta voy a copiar sin piedad.

el sofa amarillo regalo boda original desayuno (2) el sofa amarillo regalo boda original desayuno (3) el sofa amarillo regalo boda original desayuno (4) el sofa amarillo regalo boda original desayuno (5) el sofa amarillo regalo boda original desayuno (1)

Éxito total, la mitad fueron devorados directamente en el autobús de vuelta, total, ¿para qué esperar?

Me pedís fotos pero no tengo naaa, os dejo este pequeño adelanto de aperitivo y en Instagram como siempre tres o cuatro fotos en directo. Este finde másss. Ya he adelgazado cuatro kilos, señoras que estáis a dietas, ni Dukan ni pepinos, haceos wedding planners.

¡Un beso grande y felices bodas!

Indara

el sofa amarillo lucía be (22)

Un día me llamó un señor de Toledo. Yo me había dejado el teléfono en el estudio para variar y respondió Iván. Ese día llegué tarde y no le devolví la llamada. Al día siguiente el mismo señor de Toledo volvió a llamar pero yo estaba ocupada y tampoco pude atenderle. El pobre señor de Toledo se impacientó mogollón. Y al rato me llegó un whatsapp de Lucía Be. “Tía que te está llamando mi marido y me dice que no le coges”. Casi me muero de risa, pero la sorpresa del pobre Miki se había ido al traste.

el sofa amarillo lucía be (10)

Él quería que le montásemos una fiesta sorpresa a Lucía para la presentación de su nueva web y tienda online pero ya no se aguantaba más. Estos hombres de hoy son unos blanditos. Mejor, porque organizar la fiesta entre los tres fue mucho más divertido. Y con la llamada del señor de Toledo empezó al baile, de números, de fincas, de invitados. El concepto inicial era un poco diferente pero cuando visitamos LA finca la idea estuvo clara. El Monte de Cutamilla es tan espectacular que merece ser visitado y disfrutado de día, y ya que todos los tocados e ilustraciones de Lucía Be están “hechos en el campo con amor”, ¿qué hay más campestre que un picnic hecho con mucho amor para disfrutar del campo, de las vacas, los caballos, de las hormigas y la naturaleza en general?

el sofa amarillo lucía be (43)

 Además Mara, de Mara Cátering, es más maja que las pesetas y cocina de morir (aún recuerdo la paella que nos hizo el año pasado y salivo como un perrito), y nos lo puso todo tan facilísimo que tardamos cero coma tres en decirle que sí, que sí y que claro que sí. Teníamos un mes para prepararlo todo y hablamos tanto que yo me quedé sin mis 500 minutos de tarifa plana en una semana. En la mitad de las conversaciones acabábamos ya delirando, a mí me preocupaban las flores y las telas, a ella los invitados y los tocados, cada una hablaba de lo suyo y nada tenía sentido pero me lo pasé en grande.

el sofa amarillo lucía be (3)

-Lu estoy preocupada…-¿Por si fulanita no llega desde Barcelona?
-No, por las peonías coral y los ranúnculos.
-Claro, porque si llega a Madrid, luego hasta Sigüenza…
-Sí, y para la fiesta ya no estarán de temporada, voy a hablar con una floristería que conozco…
-Genial, que si se hace muy tarde luego y no llega al Ave…
-Tú tranquila que si no cambiamos las peonías por rosas de jardín que son también románticas…

Besugas totales, pero yo cada vez que colgaba estaba un rato con la sonrisa en la cara y el corazón contento. Llegó la semana de la fiesta y allí nos plantamos en Toledo con el coche a lo trapero a tope de trastos. A Lucía ya la quería pero esa noche cenando en su casa me enamoré también de su amore-alias-Mikisilvio-alias-elseñordeToledo y por supuesto de su paxarito.

el sofa amarillo lucía be (23)

Hay mil anécdotas, entre los parches etílicos y el asadillo of peppers of the piquillo (me castigó Dios por partirme de risa con la traducción de la carta), pero cada vez que me acuerdo de estar preparando las flores clandestinamente en la habitación a las tres de la mañana sobresaltándonos con cada ruido por si venía alguien y nos reñía aún se me saltan las lágrimas (Mara, si lees esto, todo mentira, ni caso).

el sofa amarillo lucía be (20)

Y bueno, el resultado de todo ese mes de locura, muchas risas y mucho más trabajo lo podéis ver en las fotos. Un día especial, diferente y con la mejor de las compañías. Desde Madrid, desde Galicia, desde Asturias, desde Segovia, desde Barcelona, desde Valencia, desde Sevilla, desde el País Vasco… ¡un millón de gracias a todos por compartir este día con nosotros! Gracias mil Mery Lemon por poner la nota musical al evento y ser tan majos. Y, sobre todo todo todo, mil gracias a la prota, Lucía, y al amore, por contar conmigo para hacer realidad una idea tan preciosa y divertida. Con fiestas así mi trabajo más que trabajo es placer puro. Repetimos cuando queráis. :)

el sofa amarillo lucía be (27) el sofa amarillo lucía be (26) el sofa amarillo lucía be (28)

el sofa amarillo lucía be (51)el sofa amarillo lucía be (53) el sofa amarillo lucía be (30)

el sofa amarillo lucía be (9) el sofa amarillo lucía be (33)

el sofa amarillo lucía be (5)el sofa amarillo lucía be (14)el sofa amarillo lucía be (15)

el sofa amarillo lucía be (52)

el sofa amarillo lucía be (54) el sofa amarillo lucía be (35)

el sofa amarillo lucía be (50)

el sofa amarillo lucía be (55) el sofa amarillo lucía be (31)

el sofa amarillo lucía be (56)

el sofa amarillo lucía be (48) el sofa amarillo lucía be (32) el sofa amarillo lucía be (24) el sofa amarillo lucía be (25) el sofa amarillo lucía be (37) el sofa amarillo lucía be (38) el sofa amarillo lucía be (39) el sofa amarillo lucía be (41) el sofa amarillo lucía be (44) el sofa amarillo lucía be (45)

el sofa amarillo lucía be (2)

el sofa amarillo lucía be (6) el sofa amarillo lucía be (46) el sofa amarillo lucía be (47) el sofa amarillo lucía be (1) el sofa amarillo lucía be (7)

el sofa amarillo lucía be (42) el sofa amarillo lucía be (8) el sofa amarillo lucía be (11) el sofa amarillo lucía be (12) el sofa amarillo lucía be (16) el sofa amarillo lucía be (17) el sofa amarillo lucía be (19) el sofa amarillo lucía be (21)el sofa amarillo lucía be (13)el sofa amarillo lucía be (2)Y después de ver las fotos (se me ha ido la mano, sí) y las sonrisas gigantes de la gente, adivinaréis por qué fue el picnic más feliz del mundo. :) Las fotos se las he robado a Lucía y hay un buen batiburrillo de autoras, como las geniales Jessica Davey, Sara Sabaté y The Blondie. Si alguien reconoce las suyas, ¡que me dé un silbidito!

Un beso enorme y feliz martes

Indara